Regulaciones van, regulaciones vienen

Foto Rebeca

Las últimas regulaciones aprobadas y aplicadas para el trabajo por cuenta propia (trabajo privado), prohíben la comercialización de artículos industriales, debiendo realizarla sólo de artículos artesanales. En pleno Siglo XXI se aplica a los incipientes comerciantes privados algo obsoleto, correspondiente al feudalismo, a una época preindustrial.

Mientras tanto, el gobierno importa pacotilla comprada a precios de liquidación en China, Vietnam, Brasil, México y otros países, y la comercializa en CUC en sus tiendas a precios exorbitantes, varias veces superiores a su costo, bien alejados de las posibilidades de la mayoría de los cubanos, ejerciendo el monopolio del comercio de artículos industriales.

Hace muchos años, al comienzo del experimento, su inventor principal dijo: Esta es la revolución de los humildes, por los humildes y para los humildes. Parece ser que pronto el rumbo se perdió y se transformó en un engendro contra los humildes, pues no les permite desarrollar sus iniciativas ni levantar cabeza.

Nunca antes, en toda la historia de Cuba como nación, ningún gobierno ha manipulado y maltratado tanto a los cubanos: división de la familia, persecución de las preferencias políticas, religiosas, sexuales y hasta musicales, prohibición, durante años, de viajar al extranjero, de comprar o vender su vivienda y automóvil, de alojarse en los hoteles, salarios y jubilaciones de miseria, alquiler de profesionales a otros países como trabajo esclavo, carne de cañón para guerras ajenas, pérdida de los valores morales, precios inflados a los productos de primera necesidad y suntuarios, servicios sociales de baja calidad, negación del acceso a Internet en los hogares, censura de prensa, represión a quienes piensan diferente, etcétera.

Ya nos lo había alertado José Martí, pero no le hicimos caso: Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras: el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, y el de la soberbia y la rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados. (Tomo 3, página l68. Obras Completas editadas en Cuba).

Acerca de Fernando Damaso Fernandez

Fernando Dámaso Nací en 1938, en La Habana. Soy Sagitario. Estudié en los Escolapios de la Víbora y me gradué de Perito Mercantil. Trabajé en publicidad (investigador de mercado y productor de comerciales y programas para la televisión); también fui militar. Me interesa la literatura, el cine, los deportes profesionales y la naturaleza. Hace años escribo.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Regulaciones van, regulaciones vienen

  1. Puta dijo:

    El castrismo es una tiranía a la que nunca le ha importado nada sino el poder.

  2. Dearthur dijo:

    En tiempos de la esclavitud, cuando los espanoles, había un artículo en una ley de la Colonia que “protegía ” a cualquier esclavo contra el maltrato de sus amos.Decía mas o menos que todo esclavo tenía derecho a quejarse si era maltratado por su amo a una instancia que siempre se encontraba como mínimo a mas de 30 lilómetros de distancia de las haciendas esclavistas, pero había otra ley que decía que si un esclavo era encontrado fuera de su hacienda , incurría en un delito duramente sancionable. Es decir el esclavo siempre estuvo desamparado.

    Es lo mismo ahora en pleno siglo XXI con el pueblo. Se les da el derecho a a vender por cuenta propia pero las cosas que no tienen salida o que son impocibles de hacer , no es lo mismo un pitusa hecho en una fábrica que uno echo en casa. Pueden comprar libremente un auto nuevo pero a un precio que es inalcanzable ,que es como si no lo pudiesen comprar. Y así todo .El gobierno otorga derechos sólo en forma demagógica para una vitrina exterior. Millones de personas en el mundo ya dan por hecho que cada cubano puede tener un auto y que ya miles son empresarios como cualquier empresario de Europa o Los Estados Unidos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s