Los verdaderos asalariados.

  1. Una de las acusaciones más utilizadas por las autoridades, para descalificar y desacreditar a sus oponentes políticos o simples ciudadanos que piensan diferente, es tacharlos de asalariados del imperio. La acusación cumple su efecto mediático y, muchas personas honestas la aceptan como verdad absoluta y hasta la repiten en contra de algunos de sus vecinos, conocidos e, inclusive, familiares, sin cuestionarse su supuesta veracidad. De tanto repetirse durante muchos años, se ha hecho obvio que: quien no piense como está establecido, lo hace porque le pagan por ello.
  2. No voy a santificar a priori a todos los desafectos, ni a poner las manos en la hoguera, defendiendo su pureza moral y cívica, pues como en todo conglomerado social o político, en la viña del Señor hay de todo (hasta agentes infiltrados). La vida lo ha demostrado y cada día lo demuestra. ¡Hay que ser, ante todo, realistas!
  3. Vayamos al meollo del asunto: los que sirven al régimen en los distintos puestos de trabajo. En este país, como todo, los medios de comunicación pertenecen al estado y, por tanto, quienes laboran en ellos son, acéptenlo o no, asalariados del régimen. En esta categoría entran los periodistas, locutores, conductores de programas, comentaristas, directores, productores, técnicos, asesores, etcétera, tanto de la radio como de la televisión, así como de la denominada prensa plana. Esto significa que, si no cumplen las órdenes de su patrón, pueden tener problemas y hasta quedar disponibles (sinónimo de desempleado) y perder, además de sus salarios, algunos de los estímulos establecidos por buen comportamiento (unas cuantas divisas, vacaciones en la playa, gasolina para el auto, viajes al exterior, etcétera). Esta es una verdad archiconocida. Algo similar ocurre en los centros de estudio privilegiados (UCI, por ejemplo), donde si los profesores y estudiantes no cumplen las tareas informáticas que se les ordenan, se arriesgan a dejar de pertenecer a ellos.
  4. A buen entendedor pocas palabras: ¿Quiénes son entonces los verdaderos asalariados? Es una desvergüenza escuchar a los asalariados del régimen, repetir ofensas y diatribas contra otros cubanos que, a diferencia de ellos, precisamente no son asalariados de nadie, como no sea de sus propias conciencias.
  5. La mentira tiene las patas tan cortas que siempre la verdad la alcanza. En algún momento, más temprano que tarde, nuestro engañado pueblo descubrirá por sí mismo la manipulación de que ha sido objeto durante tantos años, y exigirá responsabilidades a los diferentes culpables. ¡Deberían pensar en ello!
Anuncios

Acerca de Fernando Damaso Fernandez

Fernando Dámaso Nací en 1938, en La Habana. Soy Sagitario. Estudié en los Escolapios de la Víbora y me gradué de Perito Mercantil. Trabajé en publicidad (investigador de mercado y productor de comerciales y programas para la televisión); también fui militar. Me interesa la literatura, el cine, los deportes profesionales y la naturaleza. Hace años escribo.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Los verdaderos asalariados.

  1. Fernando , muy bueno tu comentario , de ahora en adelante los llamare asalariados , y mercenarios del regimen que los oprime, especialmente a ellos mismos , ; Aquellos que han alcanzado el Nirvana ,como muchos de uds , en efecto uds son libres y ellos por defecto son nada ams que asalariados que luchan por un puestecito , que apenas les alcanza para malvivir , o mejor dicho , sobrevivir , y recibir de vez en cuando una prebenda , por saber llevar el bozal , y ser carneros y furibundos defensores de aquello , que no se le puede dar nombre , cuanto se sabra cuando al fin la libertad aflore en la manigua cubana , en estos momentos en Egipto , han asaltado la jefatura de la policia politica o lo que pudiera llamarse el DGI en nuestro planeta y las historias y las fotos de chantaje donde iban los principes de los emiratos arabes a sus cosas privadas e inclusive princesas que han salido en fotos reveladoras , mucho trapo y cobertura de caras , en ese islamismo retrogrado del siglo XI , pero en el fondo estan mas podridos que las sociedades mas abiertas del mundo occidental , lo mismo que hacen los siniestros que manipulan al pueblo cubano , en sus privacidades y complejos para sus fiestas , en fin que todo saldra a la luz , en su momento Cuba vera la mentira a que ha sido sometida por esa clase de degenerados siniestros , amen de los crimenes donde han desaparecido a tanta gente , Algun Dia Fernando , Algun Dia no muy lejano todo se sabra , un Saludo , Guillermo Navarro

  2. Pingback: The Real Employees | Marmalade

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s