Exótica costumbre

Foto Peter Deel

Habitualmente, cuando se informa sobre el deceso de alguna personalidad adicta al modelo, sea de las ciencias, las artes, la política, el deporte o de otras esferas, entre sus méritos relevantes se incluye el haber sido fiel (a veces hasta incondicionalmente) a los máximos líderes. Que yo recuerde, nunca he leído ni oído que, cuando nuestras personalidades de la lucha independentista y de los años de la República fallecían, al informarse su deceso, a alguien se le ocurriera decir que había sido fiel a Céspedes, Agramonte, Maceo, Gómez o Martí, o más acá en el tiempo a Mella, Villena o Chibás, por nombrar sólo unos pocos. Mucho menos a Estrada Palma, Zayas, Menocal, Machado, Batista, Grau o Prío. Tal vez fuera porque nunca se consideraron inquilinos del Olimpo y, sencillamente, esto no significaba ningún mérito adicional: con haber sido fiel a sus principios era más que suficiente.

Esta exótica costumbre, importada de algún lejano lugar (en Cuba nunca existió), se extendió como el marabú (así sucede con todo lo malo), y hoy forma parte obligatoria de las notas necrológicas oficiales. El problema es que no juega con nuestra idiosincrasia, como tampoco juegan los embalsamamientos ni el té de las cinco, por citar solo dos casos extremos. Además, tiene un desagradable tufillo a culto a la personalidad, algo que, al menos oficialmente, se dice que no existe en nuestro país.

Pienso que, entre las muchas actualizaciones que se realizan, sería conveniente tener presente esta situación, no para actualizarla sino para erradicarla.

About these ads

Acerca de Fernando Damaso Fernandez

Fernando Dámaso Nací en 1938, en La Habana. Soy Sagitario. Estudié en los Escolapios de la Víbora y me gradué de Perito Mercantil. Trabajé en publicidad (investigador de mercado y productor de comerciales y programas para la televisión); también fui militar. Me interesa la literatura, el cine, los deportes profesionales y la naturaleza. Hace años escribo.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Exótica costumbre

  1. ¡Y!, menos mal que no existe el “culto a la personalidad”, bajo el régimen totalitario castro-comunista, hasta aquí – San Juan- me llega el tufo de “el embalsama’o”.

  2. Es que los otros no eran nada sino casualidades pero los Castro son los dioses según ellos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s